Esta vez el "Peque" Schwartzman no pudo con Nadal

Lo que se juega 10 de octubre de 2020 Por Daniel Bornetto
El argentino, quien lo había vencido en Roma por primera vez en su carrera, cayó en sets corridos ante el mallorquín, no sin antes brillar sobre el polvo de ladrillo parisino en una semana inolvidable para el tenis nacional con el arribo también a semis de Nadia Podoroska.
Ej5iFffWsAUybmv?format=jpg&name=4096x4096
Crédito: Roland Garros

Dos argentinos que se aferraban al sueño de conseguir Roland Garros, tropezaron en las semifinales del Grand Slam parisino. Después de 16 años de la mano de la recordada legión argentina con Paola Suarez en la soledad del single femenino, que dos compatriotas -uno por cuadro- no llegaban a esta instancia. Entonces, Gastón  Gaudio se quedaría con una recordada final ante el "Mago" Coria; mientras que la "Poly" era eliminada a manos de la rusa Elena Dementieva.

Sin embargo, esta vez no habrá siquiera uno de los nuestros en la final, aunque lo hecho hasta aquí será recordado como el despegue definitivo en sus respectivas carreras. Para el "Peque" Diego Schwartzman este torneo implicará meterse en el top-ten alcanzado el puesto número 8. Para Nadia Podoroska, viniendo de la clasificación, significa -en cambio- meterse entre las 50 mejores cuando arrancó el torneo en la 131° posición. Además esta meritoria actuación le permitirá dejar de jugar la qualy para ingresar directo a los grandes torneos y vivir del tenis, con lo que eso implica para el desarrollo de una deportista que busca ser de elite.

En el caso de Schwartzman fue Rafael Nadal, el rey de la arcilla, quien detuvo su magnifico andar, que incluyó victoria en cinco sets ante Dominic Thiem (Austria), 3° del mundo. Fue 6-3/6-3/7-6 para el español, quien ira por su decimotercera corona en el Abierto de Francia, donde sólo perdió dos partido en toda su carrera. Ahora en la final lo espera Djokovic (Serbia) o Stéfanos Tsitsipás (Grecia) que se enfrentan en la otra semi.



"Hace un par de semanas me preguntaban qué necesitaba para entrar al Top-10 y les dije que era ganarle partidos a los cinco mejores en los momentos que antes no podía hacerlo que eran los cuartos de un Grand Slam o en las semifinales de un Masters 1000. Y este año en Roma y acá lo conseguí y por eso voy a ser Top-10. En este torneo jugué bien esos partidos con un plus y ahora apunto a seguir mejorando", explicó el argentino, tras la derrota.

"Hoy me sentí bien de a muchos ratos, hubo momentos en los que jugué muy bien y quizás no pude aprovechar mis chances, pero sin dudas que estoy en partido con mas confianza en mi juego y él con mas respeto hacia mi. Sé que voy a tener chances más adelante de nuevo y tengo que creer en eso", aseguró quien confió su objetivo ahora es llegar al Masters, que juegan los mejores ocho del planeta.

Lo de Nadia resulta aún más sorprendente. La niña que a los cinco años deslumbraba a todos con su tenis, en el Club Fisherton de su Rosario natal, tuvo dos semanas de ensueño encadenando ocho victorias al hilo, incluida a Elina Svitolina (5°) en cuartos de final.

Antes del último peldaño al partido definitorio, poco pudo hacer ante la solvencia y potencia de la polaca Iga Swiatek (54 del mundo) quien la venció en sets corrido por 6-2/6-1.

Sin embargo, tiene un logro para ostentar: el de ser la primera jugadora  -desde 1968- en llegar entre las mejores cuatro jugadoras del torneo viviendo de la qualy.



"Acabo de llegar al alto nivel, creo que tengo nivel suficiente para mantenerme acá, no creo que sea casualidad que esté aquí, con mi equipo venimos haciendo un trabajo importante. Creo que esto se puede sostener, pero no sé hasta dónde puedo llegar", dijo Podoroka tras la eliminación, y agregó: "El resultado de hoy no va cambiar nada".

En referencia al encuentro, analizó: "No hice el mejor partido, ella (Iga Swiatek) estuvo muy bien y yo no estuve cómoda, no me dejó jugar bien. Se me escaparon algunas oportunidades para estar mas cerca en el marcador, pero la realidad es que ella hizo un gran partido y yo no".

Te puede interesar