Investigan si el dióxido de cloro fue causante de la muerte del menor de cinco años de Plottier

Provinciales 16 de agosto de 2020 Por Redacción
Para eso se aguardan ahora los resultados de los análisis clínicos y toxicológicos de las muestras recolectadas, ordenados por el Ministerio Público Fiscal.
Frente-Hospital-de-Plottier

Luego de la muerte de un menor de 5 años con motivo de un paro cardíaco tras haber ingerido dióxido de cloro, según lo informaron sus padres a modo preventivo, el Ministerio Público y Fiscal ordenó una serie de estudios complementarios para determinar si la ingesta está directamente vinculado al deceso del menor o si el mismo estaría relacionado a otra causa. Para eso se aguardan ahora los resultados de los análisis clínicos y toxicológicos de las muestras recolectadas.

En ese sentido, la fiscal del caso Sandra Ruixo ordenó -además- el allanamiento de la vivienda familiar, además de disponer que se entreviste al médico del hospital de Plottier, quien atendió el caso.

La autopsia realizada por el Cuerpo Médico Forense ayer por la noche, determinó que el niño murió a causa de un fallo multiorgánico.  Antes, el cuerpo hisopado por COVID-19 arrojó resultado negativo.

El Ministerio de Salud de la Provincia -a través de un comunicado- reveló que el niño ingresó a la guardia externa del nosocomio a las 0.20 hs de la madrugada del sábado. Inmediatamente personal médico realizó las maniobras de reanimación sin obtener respuesta. Finalmente, a la 1:15 se declaró su fallecimiento y se realizó una denuncia policial por muerte dudosa. 

Del interrogatorio a sus familiares, se desprende que el día anterior el niño había consumido dióxido de cloro.

Por este motivo, desde la cartera sanitaria advirtieron no consumir este tipo de compuestos que en Brasil popularizó Jair Bolsonario y en nuestro país cuenta con adherentes. Incluso desde los medios de comunicación, una reconocida conductora, se mostró tomando dióxido de cloro, lo que provocó una inmediata reacción social, tildando de irresponsable dicha conducta.

"Se comunica y se adhiere a las recomendaciones realizadas sobre el no consumo (ingesta, inhalación, inyección, etc.) de productos que contengan dióxido de cloro, clorito de sodio, hipoclorito de sodio o derivados." alertaron sobre sus riesgos.

Dioxido de cloro

El dióxido de cloro es un gas de color amarillo o amarillo-rojizo utilizado como blanqueador en la fabricación de papel, en plantas públicas de tratamiento de agua y en el proceso de descontaminación de construcciones (Agency for Toxic Substances and Disease Registry [ATSDR], 2004).

Toxicidad: el dióxido de cloro y el clorito sódico reaccionan rápidamente en los tejidos humanos y, si se ingieren pueden causar irritación de la boca, el esófago y el estómago, con un cuadro digestivo irritativo severo, con la presencia de náuseas, vómitos y diarreas, además de graves trastornos hematológicos (metahemoglobinemias, hemólisis, etc.), cardiovasculares y renales. La disminución de la presión arterial puede dar lugar a síntomas graves como complicaciones respiratorias debido a la modificación de la capacidad de la sangre para transportar oxígeno (FDA, 2020; ATSDR, 2004).

Adicionalmente, la inhalación a través de nebulizadores puede generar edema pulmonar, broncoespasmos, neumonitis química y edema de glotis e incluso producir la muerte si se las exposiciones están por encima del valor límite de exposición profesional (OMS y col., 1994; OMS, OIT, 2000). La exposición prolongada puede dar lugar a bronquitis crónica y erosiones dentales. Las concentraciones elevadas pueden ocasionar efectos adversos en distintos órganos (Peck, B. et al., 2011).

Te puede interesar