Monóxido de carbono: el enemigo invisible

Tras los hechos acontecidos en nuestra ciudad compartimos algunos consejos para prevenir accidentes.

El monóxido de carbono es una amenaza silenciosa que podemos prevenir simplemente tomando los recaudos necesarios. Se estima que 200 personas mueren cada año en nuestro país a causa de su inhalación y según los últimos datos arrojados por el Sistema Nacional de Vigilancia de Salud, dependiente del Ministerio de Salud de la Nación, en 2015 causa de ello se intoxicaron 1666 personas.

Es importante entonces, verificar los artefactos del hogar a los fines de no sufrir imprevistos. Para ello se recomienda chequear posibles pérdidas en los conductos de los artefactos y verificar las instalaciones domiciliarias.

El monóxido de carbono es altamente tóxico y se origina por la incompleta combustión de cualquiera de sus sustancias orgánicas que ante la insuficiente cantidad de oxigeno provoca daños en el organismo que pueden causar inclusive la muerte.

Los síntomas que se presentan inicialmente son mareos, nauseas y vomitos,   ya que en primer lugar afecta al cerebro para luego incidir negativamente en la actividad coronaria con el incremento de arritmias cardiacas que pueden causar un infarto de miocardio

Además suelen presentarse consultas menores por cansancio, agotamiento o dismunición visual, que siempre son atribuidas a las obligaciones y responsabilidades diarias y pueden tener que ver con la inhalación de la sustancia.

Para prevenir se sugiere ventilar los ambientes, instalar rejillas compensadoras reglamentarias,  no utilizar hornallas y hornos para calefaccionar el ambiente, no colocar artefactos de gas en baños y dormitorios (excepto que sean de tiro balanceado) y asegurarse que  la llave de gas este a mano para cerrar cómodamente su salida

La llama siempre debe ser azul y si se detectase que la misma se torna naranja  es producto del defectuoso funcionamiento del aparato

Según el Ente Regulador de Gas (EnerGAS), los accidentes productos de la inhalación de monóxido de carbono, son provocados en un 87% por calefones, 8 % por calefactores y 5 % por cocinas.

Para más información ingresar al sitio web de Camuzzi Gas

No corras riesgos, el monóxido de carbono mata/Algunos consejos
Algunos consejos para prevenir accidentes con monóxido de carbono Controlar periódicamente los artefactos a gas y la instalación interna. Los gasistas matriculados son los únicos que pueden hacer o modificar una instalación de gas. Consultar siempre a un gasista matriculado por que es el único que tiene la capacitación adecuada para revisar la instalación interna y verificar que esté en buenas condiciones. Toda nueva instalación, como cualquier tipo de modificación, colocación de nuevos artefactos; alteración, reparación o conversión de la misma, debe ser informada a la Distribuidora para ser inspeccionada por personal técnico. Poner atención a la aparición de manchas, tiznado o decoloración de los artefactos o alrededor de ellos. Puede ser aviso de combustión incompleta y de generación de monóxido de carbono. Los artefactos que consumen gas necesitan expulsar al exterior los residuos de la combustión. Por este motivo los conductos de evacuación de gases deben estar adecuadamente instalados, según los diseños normativos. Deben ser totalmente independientes y estar libres de obstrucciones. Durante ausencias prolongadas en el domicilio, se recomienda cerrar las llaves de gas. Verificar el buen estado de la llama del quemador de los artefactos a gas. La misma debe ser de color azul, con los extremos transparentes. En caso que ásta se torne amarilla o anaranjada, se debe llamar inmediatamente a un instalador/gasista matriculado. Mantener ventilados los ambientes donde haya artefactos que funcionan con gas, para asegurar una combustión completa y segura. Es importante no obstruir las rejillas de ventilación de los ambientes. En los ambientes cerrados los artefactos deben ser preferentemente de Tiro Balanceado. Calefones, termotanques, cocinas, estufas, etc., que no posean tiro balanceado no pueden instalarse en cualquier ambiente. Estos artefactos requieren de 2 rejillas de ventilación: una superior y una inferior, para generar corriente de aire renovable. Calefones y calefactores de tiro natural, y estufas de tipo infrarrojo, NO deben colocarse en baños o dormitorio debido a elevado consumo de oxigeno. Todos los artefactos deben poseer una identificación de aprobación reconocida por el ENARGAS. NO utilizar las hornallas ni el horno para calefaccionar la casa. No utilizar carbón vegetal o mineral para calefaccionar o cocinar dentro de un ambiente cerrado o carente de ventilación. Los braseros de carbón son extremadamente peligrosos para calefaccionar el hogar. Los combustibles sólidos son los que generan mayor cantidad de monóxido de carbono.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *