“Lo que buscan no es tener una agencia más moderna y plural sino acallar voces”

Ante los despidos en la Agencia de Noticias Télam en todo el país, El Sur también existe dialogó con Flavio Ramírez -secretario general del Sindicato de Prensa de Neuquén-  para conocer la situación en nuestra provincia.

El pasado martes mientras se disputaba el partido de Argentina frente a Nigeria, trabajadores de la Agencia de Noticias Télam recibían el telegrama de despido en su domicilio. 354 empleados de la empresa fueron desvinculados. En la provincia de Neuquén -el día de ayer- tres  trabajadores recibieron también la lamentable noticia.

Los números abruman. Siete delegaciones serán cerradas por falta de personal, ellas son: Rawson (Chubut), Posadas (Misiones), Formosa, Bariloche, Resistencia (Chaco), Catamarca, y Viedma.

En el listado de cesantías hay enfermos oncológicos, hombres y mujeres sostén de familia y operados del corazón.

En Buenos Aires, los trabajadores de la empresa apostados en la puerta del edificio de Bolívar 531 realizaron una asamblea en la que recordaron las exitosas experiencias que revirtieron los cierres de 1996 y 2000 y se exhortó a pelear por defender la existencia de Télam y los medios públicos.

En tanto en Neuquén, trabajadores de prensa realizaron un Abrazo a  Télam de la capital provincial que contó con la solidaridad de colegas de diferentes medios.

Para abordar la situación en la provincia, El Sur también existe dialogó con Flavio Ramírez, secretario general del Sindicato de Prensa de Neuquén.

En la entrevista concedida describe el actual cuadro de situación de la agencia oficial, se refiere a Radio Nacional, a los medios de comunicación hegemónicos y a los trabajadores despedidos que están atravesando una compleja situación.

¿Cómo se vive la situación de Télam en nuestra provincia?

Hay ocho trabajadores de la agencia de Neuquén capital en estado de alerta porque en cualquier momento pueden llegar más telegramas de despido. Hasta ahora sólo fue despedida una trabajadora administrativa. Al resto de los trabajadores los notificaron vía correo asegurándoles la continuidad laboral en un texto que dice -entre otras cosas- que confían en ellos y su profesionalismo. El resto de los compañeros aún no recibió ni el correo de salutación que señala que continúan en su trabajo ni la carta documento anunciando el despido. Es por eso que estamos expectantes ante lo que pueda suceder en los próximos días.

¿Cuál es el ánimo por estas horas?

Los compañeros están angustiados y estresados por la incertidumbre, por este juego perverso que hizo Lombardi con los mail y cartas documento. Esta cuestión del tipo Gran Hermano donde te dicen si continuas en la agencia o no. No solo están mal los que no reciben el correo sino también los que sí fueron notificados de su continuidad y esto es porque viven la angustia de sus compañeros que están pasando un momento complejo.

Hay casos como el de un amigo que se quedó sin laburo después de 10 años de servicio. Para colmo en Buenos Aires el mercado laboral es cada vez más difícil, hay menos puestos de trabajo. Y si fuiste echado por razones ideológicas es muy difícil que un privado te contrate. Hay gente operada del corazón hace tres meses, hombres y mujeres que son sostén de familia, enfermos oncológicos. Es muy desolador el panorama.

¿Cuáles son los objetivos que subyacen a esta decisión?

Hay un plan diseñado de vaciamiento, esto tiene que ver con una política del Gobierno nacional es que el Estado no compita con lo privado. Los medios públicos hasta la llegada del actual Gobierno tenían una programación de calidad (más allá de aspectos ideológicos) y claramente el objetivo fue impedir que estos sectores compitan con los medios concentrados.

Lombardi es un ministro del relato, con una mirada capitalista, donde el objetivo es reducir los costos y maximizar las ganancias, esto implica con menos gente producir mayor cantidad de contenidos sin importar la calidad ni la trascendencia de la información

Lo que buscan no es tener una agencia más moderna y plural sino acallar voces y evitar que haya pluralismo. Para así sólo informar lo oficioso del actual gobierno.

¿Qué reflexión te merecen los argumentos del Ejecutivo?

El argumento de que Télam es un nido de kirchneristas es falaz. Hay madres solteras sostén de familias, recién operados del corazón, enfermos de cáncer, familias enteras que quedaron destruidos por esto que ellos llaman “modernizar una empresa” que ya de por si es moderna.

¿En qué se hace visible el vaciamiento al que te referías?

Esto se ve con el vaciamiento de señales como Paka Paka, Depor TV o Canal Encuentro. Todos estos, contenidos federales que se transmitían a todo el país de manera gratuita mejorando la calidad de vida de aquellos que no tenían acceso a la TV paga.

La orden de Hernán Lombardi (Titular del Sistema Federal de Medios Públicos) de hacer que las radios no transmitan programación local, sino que retransmitan la señal de Buenos Aires a través de sus señales FM y que solo tenga un mínimo de programación local en las radios AM. El vaciamiento de contenidos de la TV Pública, primero echando gente, después suspendiendo noticieros los fines de semana. Esto tiene que ver con una política de vaciamiento.

¿Esto que mencionas incluye a Radio Nacional?

Si. Es la más afectada con estas medidas. Despidieron a 500 trabajadores en los últimos dos años y medio, muchos de ellos de Neuquén en donde no se renovaron o suspendieron contratos. Tenemos una decena de trabajadores afectados en Neuquén, Zapala y Chos Malal –entre otros-.

¿Qué papel juega la pauta?

La agencia Télam es la gran agencia de publicidad del Estado. Toda la pauta que sale de la Casa Rosada se centraliza en Télam. Claramente, les interesa distribuir la pauta a voluntad y en pocas manos. Y para eso no necesitan que nadie le trabe o lo adjudique pauta a otros medios de comunicación a los que consideran adversos

¿Cómo funciona la Agencia en Neuquén?

La agencia tiene ocho trabajadores, uno contratado externo. Dos periodistas corresponsales, un camarógrafo que viene de Buenos Aires, un fotógrafo freelance y el resto administrativo. Producen notas locales vinculadas a Neuquén capital y extraordinariamente del interior. En este último caso, cuando pasa algo importante llaman por teléfono. Es una agencia centralizada y por idiosincrasia desde Buenos Aires suelen enviar gente en lo que es un destrato para los quienes trabajan en las localidades, minimizan su capacidad profesional. Respecto al funcionamiento en sí, la info que producen es elevada a una mesa de noticias y los editores deciden que es importante o no para publicar. Algo que es desalentador, porque la agencia se nutre de volumen y no de la importancia o trascendencia de las noticias. Sucede a veces que la calidad de lo que retransmiten es decidida por una mesa de Buenos Aires que desconoce la realidad y la geografía de la localidad.

error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Facebook
Facebook
Twitter