“La Biblia no dice que no se pueda comer carne”

Así lo aseguró el sacerdote neuquino Rubén Capitanio quien de esta forma abrió la polémica por el consumo del alimento en Semana Santa. El monseñor Fernando Croxatto, coincidió con el religioso.

El sacerdote Rubén Capitanio abrió el debate en la comunidad católica respecto al consumo de carne en los días previos a la Pascua al indicar que no hay constancia de ello en ningún pasaje de la Biblia.

“Soy sacerdote católico. En Semana Santa comé lo que quieras o lo que puedas. La vida cristiana no pasa por el estómago sino por el corazón. Y si querés hacer sacrificio, abstenete de ser indiferente sin comprometerte con los que sufren”, expresa el texto subido por el religioso en su cuenta de Facebook.

El posteo rápidamente se virilizó y genero la inmediata reacción de los medios de comunicación de alcance provincial y nacional.

En dialogo con C5N Capitanio expresó: “Jesús dice que no hay ningún alimento impuro que ingresa al cuerpo sino aquello que sale del corazón”

Y agregó: “la carne estaba relacionada con lo debilidad y lujuria del ser humano”, sin embargo, aclaró que se tiene el “corazón impuro cuando uno no se ama ni ama a los demás”

Además, explicó que el ayuno consiste en “privarse de algo para ponerse en el lugar del otro, ese otro que no puede elegir que comer”.

Respecto al alimento concluyó que lo importante “No pasa por el estómago sino por el corazón” y que se trata de “renunciar a lo de uno para poner el corazón atento a lo que viven los demás”

Por su parte el monseñor de Neuquén Fernando Croxatto coincidió con el sacerdote «esos ritos no nos llenan y terminan vaciándonos» dijo y añadió que “el sentido del ayuno es asumir la palabra de Dios”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *